SEGUNDO LUGAR. Grow and Appreciate, Siembra y Valora

Responsable del proyecto: 
Ana María Borges Sánchez Concepción Escobedo de la Peña Beatriz Silva Suárez Alumnos de Secundaria
Organización / Institución: 
Colegio Anne Sullivan
Tipo de institución: 
Educación secundaria privada
País / Estado: 
Estado de México, México
Detalles de la actividad
Antecedentes
Objetivo
Desarrollo
Logros
Participantes

Al conmemorar el Año Internacional de la Agricultura Familiar en 2014, iniciamos la implementación de huertos. Sin embargo, el tema del desperdicio de comida no había sido tratado en la escuela.

En la sección secundaria de Anne Sullivan trabajamos un proyecto integrador interdisciplinario llamado Global Food Crisis, en donde una de las primeras medidas fue regalar semillas para que las familias iniciaran un huerto en casa. La escuela no contaba con un espacio para iniciar uno, así que diseñamos huertos verticales, iniciativa que presentamos en el concurso de Molina Center for Energy and Environment Por ello, la Dirección del Medio Ambiente del municipio de Naucalpan regaló 300 paquetes de semillas para iniciar huertos en la escuela, material que nos permitió implementar la estrategia “Sembrar y valorar” ya que, al realizar encuestas entre los miembros de la comunidad, se evidenció el desperdicio de comida, principalmente vegetales. Por ello se consideró que un huerto en la escuela podría ser una opción para valorar el alimento. Si un tercio de los alimentos en el mundo se desperdician ¿sería necesario hacer algo para evitarlo?

 

Sensibilizar a nuestra comunidad escolar acerca de la problemática del desperdicio de comida creando una estrategia de valorar los alimentos. 

A continuación enlistamos los pasos para el proyecto de innovación:

A partir de la observación de la conducta de la comunidad y su relación con los alimentos consumidos durante el descanso, se aplicaron encuestas para conocer las preferencias de los alumnos, con el fin de identificar la raíz del problema de desperdicio de comida.

Se creó e implementó una campaña con el fin de dar recomendaciones a los alumnos de primaria y secundaria para evitar el desperdicio de alimentos en distintos contextos: casa, receso escolar, restaurantes.

Se colocó un periódico mural acerca de información significativa de la situación alimentaria en la actualidad: desperdicio, producción y carencia. Fue una forma de difusión llamativa, ya que colocamos distintos materiales como imágenes y colores atractivos que incluían datos curiosos para los alumnos.

Se creó un huerto en el patio del colegio asignado a la sección secundaria, acción que pretende cerrar el ciclo de producción de alimentos.

Como consecuencia de lo observado, se entregaron semillas de hortalizas a los alumnos que desperdiciaban comida para que pudieran valorar todo lo que implica el proceso de producción de alimentos. Fue de gran ayuda el material otorgado por la Secretaria General del Medio Ambiente de Naucalpan para este fin.

Los alumnos de kínder sembraron hortalizas con diferentes materiales y técnicas, haciendo uso de llantas, huacales y hortalizas verticales, entre otros elementos. Esta actividad es fundamental para que desde temprana edad las personas aprendan y valorar los alimentos.

Se construyó un compostero para utilizar los desperdicios de comida de la cafetería para hacer composta, con lo cual se produjo una cantidad importante de fertilizante totalmente natural, que así mismo, fueron útiles en las hortalizas. Esto creó un ciclo del alimento, muy significativo para la comunidad, ya que todo este esfuerzo se encuentra ubicado en donde se consumen los alimentos. Así, toda la comunidad participa en este esfuerzo: observando, sembrando, cultivando o cosechando los productos de la huerta. El mayor logro sería que las generaciones futuras del colegio tuvieran la experiencia que se tiene ahora con este proyecto.

Este proyecto participó en un concurso organizado por la ONU, gracias a la invitación de la FAO, y obtuvo el 2° lugar. El proyecto pudo difundirse en la página de Facebook creada por Anne Sullivan para este fin. Como parte de estos logros, el proyecto también fue expuesto en un evento celebrando los 70 años de la ONU en México.

Algunos de nuestros temas se relacionaron con materiales del portal Aprendizaje Verde; como:

·         La importancia de la utilización de aguas pluviales: video “El don del Agua”

·         Reutilización de desechos: video “Concientización sobre la basura”

·         Elaboración de composta: ecotip “Fertilizantes orgánicos”

·         Hortalizas mexicanas: biblioteca “Plantas orgullosamente mexicanas” 

Periodo estudiado

Modificaciones implementadas

Población estudiada

(total de alumnos)

Promedio del peso de alimentos de desperdicio

1

 

144

4,120 gramos

2

Después de la campaña para evitar desperdicios

150

3,200 gramos

3

Después de enseñarles a los niños la hortaliza escolar

153

3,000 gramos

                            6 meses

        Después de tener el huerto escolar

                                                                     

                           1,000 gramos

 

Docentes y estudiantes de la sección secundaria del Colegio Anne Sullivan, Municipio de Naucalpan y padres de familia.